ANIMALES

¿Qué son los ungulados?

Fuente: Jp Valery/Unsplash

Si te estabas preguntando qué son los ungulados, has llegado al sitio correcto, hoy trataremos de explicar qué es un ungulado y qué animales pertenecen a este tipo. Tradicionalmente, siempre se ha hablado de los ungulados como aquellos animales placentarios que caminan apoyando todo su peso sobre las puntas de sus dedos, normalmente revestidas de pezuñas.

Estudios recientes han demostrado que los cetáceos descienden de un ancestro común de los ungulados terrestres por lo que se clasifican científicamente bajo el mismo clado. Así que, realmente un ungulado puede definirse como un mamífero placentario que camina apoyando los extremos de sus dedos revestidos de pezuñas o aquellos que descienden de un animal con estas características.

Los ungulados terrestres son en su gran mayoría herbívoros y por ello, suelen tener un sistema digestivo muy adaptado a la digestión de materia vegetal. No obstante, algunas especies como los cerdos, los hipopótamos y los pecaríes son omnívoros. Por otra parte, algunos cetáceos como las ballenas dentadas son los únicos ungulados carnívoros que existen. Estos animales comen calamares, peces, tiburones e incluso focas y otras ballenas más pequeñas.

Los ungulados han colonizado casi todos los rincones de la Tierra, habitan en montañas y en las profundidades del océano, por lo que se encuentran ampliamente extendidos por el planeta.

Taxonomía de los ungulados

La taxonomía de los ungulados es una área que todavía está en discusión. Está aún por determinar si los ungulados son un clado que ha surgido desde un antepasado común o si se trata de un grupo fenotípico, clasificado en función de una característica morfológica compartida. Por el momento la clasificación taxonómica queda así:

  • Reino: Animalia
  • Subreino: Eumetazoa
  • Rama: Bilateria
  • Filo: Chordata
  • Subfilo: Vertebrata
  • Superclase: Gnathostomata
  • Clase: Mamalia
  • Subclase: Theria
  • Infraclase: Eutheria
  • Superorden: Ungulata

Orden Perisodáctilos

  • Suborden Hippomorfa 
    • Familia Equidae: Caballos, asnos, cebras y onagros
  • Suborden Ceratomorfos
    • Superfamilia Tapiridae: Tapir Sudamericano, Tapir Cordillerano, Tapir Interamericano, y Tapir Asiático.
    • Superfamilia Rhinocerotidae: Rinocerontes

Orden Artiodáctilos

  • Suborden Rumiantia
    • Familia Tragulidae: Tragulinos
    • Familia Giraffidae: Jirafas y okapis
    • Familia Cervidae: Ciervos, alces, corzos, gamos, guazos, renos y venados
    • Familia Antilocapridae
      • Género Antilocapra: Antilocapra americana (berrendo)
    • Familia Bovidae: Toros, antílopes, cabras y ovejas
  • Suborden Tylopoda
    • Familia Camelidae: Camellos, dromedarios, guanacos, alpacas y llamas
  • Suborden Suina
    • Familia Suidae: Cerdos y jabalíes
    • Familia Tayassuidae: Pecaríes
  • Suborden Whippomorpha
    • Familia Hippopotamidae: Hipopótamos
    • Orden Cetacea (debido a la reciente inclusión del antiguo orden Cetacea en el orden de los artiodáctilos, sigue mostrándose la clasificación taxonómica antigua en el que los cetáceos formaban un orden independiente, no obstante, están incluidos en el suborden Whippomorpha).
      • Suborden Mysticeti
        • Familia Balaenidae: Ballenas francas
        • Familia Cetotheriidae: Ballena franca pigmea
        • Familia Eschrichtiidae: Ballena gris
        • Familia Balaenopteridae: Rorcuales
      • Suborden Odontoceti
        • Superfamilia Physeteroidea
          • Familia Physeteridae: Cachalotes
          • Familia Kogiidae: Cachalotes menores
        • Superfamilia Platanistoidea
          • Familia Platanistidae: Delfines de río de la India
        • Superfamilia Ziphioidea
          • Familia Ziphiidae: Ballenas picudas
        • Superfamilia Inioidea
          • Familia Iniidae: Delfines del río Amazonas
          • Familia Pontoporiidae: Delfín de La Plata
        • Superfamilia Delphinoidea
          • Familia Monodontidae: Beluga y narval
          • Familia Phocoenidae: Marsopas
          • Familia Delphinidae: Delfines oceánicos

          Morfología de los ungulados

Los ungulados se caracterizan porque han desarrollado algunas adaptaciones morfológicas que los convierten en seres muy característicos. Un ejemplo de ello son los apéndices craneales que suelen presentar.

Los bóvidos como los bueyes, las cabras, las ovejas, los antílopes, etc. presentan cuernos y aunque la forma y el tamaño difiere mucho entre las especies, la estructura básica es la misma. Un par de protuberancias óseas que no presentan ramificaciones y que están cubiertas con una capa permanente de queratina. A menudo adquieren forma de espiral, retorcida o acanalada. Los machos y las hembras suelen tener cuernos de tamaño y formas diferentes, incluso muchas hembras no los desarrollan.

Fuente: Mike Anderson/Unsplash

Las astas son exclusivas de los cérvidos y únicamente los tienen los machos, a excepción de los caribúes y de los renos, cuyos ejemplares femeninos también desarrollan astas. Las astas son muy características por su recubrimiento de terciopelo, un tipo de tejido que les proporciona oxígeno y nutrientes para su desarrollo, famoso por su tacto suave. Una característica de este tipo de cornamenta es que se cae y vuelve a crecer cada año.

Quizás también te interese: ¿Cómo pueden algunos animales ver en la oscuridad?

Los rinocerontes también presentan cuernos, aunque son ligeramente diferentes pues sobresalen de la cresta nasal del cráneo pero no tienen parte ósea, sino que están formados únicamente de queratina, igual que nuestras uñas.

Otro tipo de apéndice craneal que presentan los ungulados son las protuberancias que encontramos en las cabezas de las jirafas y de los machos okapis, conocidas como osiconas. Se trata de cartilagos osificados recubiertos de piel y pelo. Por último, los berrendos presentan unos cuernos similares a los de los bóvidos pero en este caso sí presentan ramificaciones. Los cuernos se componen de una parte ósea muy delgada y aplanada que crece desde los huesos frontales y que está recubierta por una envoltura queratinosa que se desprende y vuelve a crecer cada año.

Fuente: Juan Gaspar de Alba/Unsplash

Pero lo que sin duda caracteriza a los ungulados terrestres son sus pezuñas. Las pezuñas son unas estructuras queratinosas que cubren el extremo de los dedos de los ungulados. Están formados por una suela que es la estructura más flexible y gomosa y por la pared dura o casco que recubre la parte frontal de los dedos. Las pezuñas tienen un crecimiento continuo y se van desgastando con el uso.

Se dice que los perisodáctilos tienen un pie mesaxónico, lo cual quiere decir que el peso del animal recae sobre el tercer dedo de todas sus patas. En cambio, los artiodáctilos tienen un pie paraxónico, en este caso el peso se distribuye sobre el tercer y el cuarto dedo en todas las extremidades. Estos últimos suelen presentan espolones justo por encima de los dedos que se apoyan en el suelo, los primeros cetáceos también presentan esta característica, a pesar de que su morfología externa sólo deje entrever una aleta.

Comentarios
To Top

¿Todavía no formas parte de
nuestra comunidad?

Suscríbete a CienciaToday y recibe las mejores curiosidades científicas cada semana