Y ALGO MÁS

¿Qué son esos cuerpos flotantes que están en los ojos?

Fuente: Unsplash

Seguro que alguna vez has notado algo extraño nadando en tu campo visual. Cómo si algo muy pequeño estuviera flotando a tu alrededor, justo delante de tus ojos. Puedes verlo como un pequeño gusano o como una burbuja y cuando intentas enfocarlo para ver de qué se trata desaparece. Y vuelve tan pronto como alejas la mirada. Tranquilo se trata de un fenómeno conocido como cuerpos flotantes.

También se los conoce como miodesopsias o “muscae volitantes” que en latín significa moscas volantes. Y tal y cómo su nombre indica, pueden llegar a ser un tanto molestos, como una mosca. Son pequeñas partículas que se encuentran en el interior del globo ocular y que proyectan sombras en la retina, que es el tejido nervioso sensible a la luz que se encuentra en la parte posterior del ojo.

Estas ínfimas partículas pueden ser pequeños trozos de tejido, glóbulos rojos o agregados de proteínas. Se encuentran en suspensión en el humor vítreo que es el líquido gelatinoso que está en el interior del ojo, entre el cristalino y la retina. Así que por eso se mueven y cambian de forma, porque flotan a la deriva dentro de un fluido que se mueve con el movimiento del ojo. De hecho hasta rebotan cuando el ojo se detiene.

Los cuerpos flotantes o moscas volantes son sombras

La mayor parte del tiempo pasan desapercibidas, sólo vemos a las moscas volantes cuando se acercan lo suficiente a la retina como para crear una sombra. Funciona un poco igual que cuando acercamos la mano a una mesa que justo encima tiene una lámpara de techo, cuanto más cerca está la mano de la mesa, más definida vemos la sombra.

Detalle delos cuerpos flotantes o moscas volantes. Fuente: Wikipedia

Si por casualidad no has experimentado nunca este fenómeno y quieres saber si tú también tienes cuerpos flotantes, la mejor forma de comprobarlo es mirando una superficie uniforme brillante. Como por ejemplo una pantalla de ordenador con fondo blanco, o mirando la nieve o un cielo despejado. La consistencia del fondo hace que sea más fácil de distinguir este fenómeno.

¿Por qué salen los ojos rojos en las fotos?

Existe otro fenómeno visual que se podría parecer a las moscas volantes pero que realmente no está relacionado. Se trata de los centelleos, unos pequeños puntos de luz que resaltan cuando miras a un cielo azul brillante. Esto se conoce como fenómeno entóptico de campo azul o fenómeno de Scheerer (debido al oftalmólogo que lo descubrió). En cierto modo, este fenómeno es contrario a los cuerpos flotantes.

Aquí lo que vemos no son sombras, sino pequeños puntos brillantes en movimiento dejando luz en la retina. Los puntos brillantes son glóbulos blancos moviéndose a través de los capilares que se encuentran en la superficie de la retina. Por lo que estos puntos brillantes siguen el camino de tus capilares y se mueven al ritmo de tu pulso.

Se conocen como fenómenos entópticos

En condiciones ideales de visualización, se puede llegar a ver como una cola oscura que sigue al punto brillante. Esa cola corresponde a los glóbulos rojos que se agrupan detrás de los leucocitos. De hecho, en algunos museos de ciencias tienen colocadas grandes pantallas de luz azul para poder explorar este fenómeno del campo azul con claridad.

Ambos fenómenos descritos anteriormente suelen experimentarse en todas las personas, aunque el número y el tipo pueden variar mucho entre un individuo y otro. En el caso de las moscas volantes, pueden pasar desapercibidas porque muchas veces el cerebro aprende a ignorarlas. Sin embargo, si son muy numerosas o muy grandes e interfieren con la visión podrían significar una afección más grave que precisaría de asistencia médica.

¿Por qué vemos el mar de color azul si el agua es transparente?

La mayoría de las veces, los fenómenos entópticos como las moscas volantes o los centelleos simplemente son un recordatorio de que lo que creemos ver, depende tanto de nuestra biología y de nuestro cerebro como del mundo que nos rodea.

Comentarios
To Top

¿Todavía no formas parte de
nuestra comunidad?

Suscríbete a CienciaToday y recibe las mejores curiosidades científicas cada semana